Andorra La Vella, la capital del Principado de Andorra y la más alta de Europa, es una de aquellas ciudades en las que todo vibra y, al mismo tiempo, la naturaleza se siente más cerca que nunca. Gracias a su riqueza paisajística y a sus pulmones naturales, en los alrededores se puede disfrutar de un buen número de actividades de senderismo e itinerarios fáciles para todos los públicos.

En este artículo te explicamos 4 recorridos o senderos de naturaleza inspiradora que puedes hacer durante tu próxima visita a Andorra La Vella.

 

1. Rec del Solà

El camino del Rec del Solà es una ruta fácil que rodea la zona urbana y abarca una distancia de 5 kilómetros. El nombre del camino tiene mucho que contar sobre su singularidad. El término catalán ‘rec’ significa ‘acequia’, lo cual hace referencia a un canal o zanja abierta en la tierra para conducir las aguas recogidas de un río o torrente mediante un embalse. Por otro lado, ‘solà’ significa ‘solana’ en castellano, que es la ladera de la montaña expuesta al Sol.

Para llegar al punto de partida del Rec del Solà, ubicado a las afueras de Andorra la Vella (42º 30′ 47.8938″, 1º 31′ 46.5054″), debes dirigirte al cruce de acceso al colegio de San Ermengol.
El Camí de la Llobatera, a la izquierda en dirección sur, te llevará al inicio del camino, donde hay que seguir la dirección del agua de los canales.

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Jordi (@jordi.js)

A tan solo unos metros sobre los canales podrás encontrar un merendero con mesas y parrillas fijas para poder disfrutar del magnífico mirador del valle. El recorrido presenta muchos caminos por los que acceder al canal principal.

Se tarda 1 hora y 15 minutos en recorrer este camino, que dispone de tres itinerarios interpretativos de la naturaleza que cuentan la transformación agrícola del valle, el crecimiento y la urbanización de la zona y el ser humano y su capacidad de adaptación a los riesgos naturales.

 

2. Rec de l’Obac

El Paseo del Rec del Obac, al igual que el Rec del Solà, también forma parte del anillo verde de Andorra La Vella. Se trata de una ruta muy sencilla y agradable de 2 kilómetros de longitud, la cual transcurre casi por completo bajo la sombra y desde la que se puede ver una perspectiva distinta de la capital andorrana.

El punto de salida es la Carretera C-101 de la Comella, delante del Garaje Nogreda.

El Rec del Obac es ideal para familias y para todo tipo de senderistas.

 

3. Camí Ral (Andorra la Vella-La Massana)

El Camí Ral, que va desde Andorra La Vella hasta La Massana, es una excelente elección para una ruta en pareja o un paseo con toda la familia para pasar la mañana.

Tras salir de Andorra La Vella por la Av. Fiter i Rossel, a unos 100 metros se debe tomar el camino ubicado junto al Puente Pla, y continuar por el sendero señalizado. El camino transcurre por un frondoso bosque, siguiendo el curso del río Valira d’Orient.
En este camino podrás disfrutar de las vistas y admirar curiosos puentes como el de San Antonio, pasarelas y pequeñas fuentes, e incluso parar a descansar en mesas de picnic.

El trayecto de ida y vuelta lleva unas 2 o 3 horas en total. Llegados a La Massana, se puede ver a lo lejos el Parque Natural del Comapedrosa.

 

4. Camí del Tamarro

El Camino del Tamarro de la Comella es una divertida excursión para encontrar a las famosas estatuas de madera denominadas ‘tamarros’, que simbolizan seres protectores de la naturaleza y los bosques de Andorra. Los tamarros están escondidos por todo el territorio andorrano y su búsqueda (anunciada en carteles como Troba el tamarro) es una de las actividades más entretenidas y aclamadas por los más pequeños.

En este caso, se trata de encontrar a Andy, el tamarro de Andorra La Vella, en un circuito que finaliza en la zona de la Carretera de la Comella, cerca del Circuito de los Miradores (Mirador Bosc Negre). De ida, son unos 20 minutos caminando desde el final de la urbanización Comella Parc hasta el tamarro Andy, en un camino amplio y asequible para niños, incluso para cochecitos adaptados para la montaña. Durante el recorrido se presentan diversas propuestas de juegos de equilibrio y columpios, además de una pequeña cascada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *